Piqué anuncia por sorpresa su adiós al fútbol: este sábado será su último partido

EL PAÍS.- El defensa del Barcelona, de 35 años, dice que el encuentro contra el Almería en el Camp Nou será su despedida y que no se plantea jugar en ningún equipo más

Gerard Piqué, de 35 años, ha anunciado este jueves por la tarde que se retira del Barcelona y del fútbol. Un adiós que se traduce, como siempre había asegurado –”nunca jugaré en otro equipo”, ha repetido el central—, en su despedida del deporte profesional. Lo ha hecho a su manera, en redes sociales y cuando nadie se lo esperaba, dos días después de que su nombre apareciera en la prelista de Luis Enrique para el Mundial de Qatar. “Hace semanas, meses, que mucha gente habla de mí. Hasta ahora no he dicho nada, pero ahora seré yo el que hable”, se arrancó el defensa catalán, en el vídeo que publicó en Twitter.

Piqué estaba pasando las de Caín en el Camp Nou, relegado por Xavi a un papel secundario; pero también en su vida personal, carne de paparazis después de que anunciara su separación de la cantante colombiana Shakira. Y dijo basta: “El fútbol me lo ha dado todo. El Barça me lo ha dado todo. Vosotros, culés, me lo habéis dado todo. Y ahora que los sueños de aquel niño ya se han cumplido, he decidido que es el momento de cerrar el círculo…”. Su último baile como azulgrana será el próximo sábado ante el Almería en el Camp Nou. Su futuro, seguramente, estará ligado al Barcelona.

Antes de que comenzara la campaña, Xavi Hernández se citó con Piqué. “Creo que es el momento adecuado para que salgas del Barça”, le sugirió el técnico. Compañeros en el Camp Nou durante siete temporadas (de 2008 a 2015), al preparador azulgrana no le gustaba el comportamiento del jugador. Y le dijo que no entraba en sus planes. Piqué, sin embargo, retó a Xavi. “Podéis traer al mejor central del mundo, que lo sentaré en el banquillo”. El Barcelona invirtió 50 millones de euros en Koundé y fichó a Christensen. Araujo y Eric García, por su parte, adelantaron a Piqué. Los enemigos del central, en cualquier caso, no solo estaban en la Ciudad Deportiva. Los tenía también en los despachos. “Queremos que desaparezcan esos contratos”, sostuvo Mateu Alemany, director de fútbol del Barcelona, en la última asamblea, en referencia a los elevados sueldos de Piqué, Alba y Busquets.

Piqué siempre había sido claro respecto de su futuro. “Soy el primero que me ofrezco. Si me tengo que ir para que venga sangre nueva, me voy”, subrayó, en 2020, tras el 2-8 frente al Bayern en la Champions. Al año siguiente, en una entrevista a este periódico, insistió: “No aceptaré retirarme siendo suplente”. En la junta azulgrana no olvidaban las declaraciones del central. “Gerard debería tomarse sus palabras más en serio”, se quejaba un alto directivo del club. Sin el apoyo del cuerpo técnico ni de la directiva, el central tampoco se sentía arropado por el vestuario, más solo desde que Riqui Puig emigró a los Estados Unidos. “Está como ausente, pero nosotros no tenemos ninguna queja con Geri”, explicaba un empleado del Barça.

Este miércoles, la plantilla del Barcelona realizó una cena para fomentar el buen ambiente en el grupo de la que también participó el cuerpo técnico y el director deportivo, Jordi Cruyff. Piqué no comentó a sus compañeros que había tomado la decisión de retirarse. Sí lo sabía Busquets, pero la mayoría de sus colegas se enteraron del adiós del central por las redes sociales. Xavi, por su parte, recibió la noticia de que el central se retiraba a través del área deportiva. “La relación entre ellos era distante”, cuenta un miembro de la dirección deportiva.

Las lesiones de Koundé, Araujo y Christensen, en cualquier caso, promocionaron a Piqué al once. En total, esta temporada ha disputado un total de 554 minutos por los 833 de Eric García, los 823 de Koundé, los 601 de Araujo y los 458 de Christensen. Pero su mal partido frente al Inter en la Champions (3-3) y un calentamiento displicente ante el Villarreal colocaron al central en el disparadero. De hecho, frente al conjunto amarillo, una parte de la hinchada azulgrana pitó al 3. Xavi, entonces, salió al cruce. “Piqué es un ejemplo en mayúsculas en el vestuario, ni una mala cara, entrena al 100%, se deja la piel, juegue uno o todos los minutos, la gente lo tiene que saber”, dijo el entrenador.

Pero la defensa de Xavi era insuficiente para Piqué. Y su entorno le comenzaba a sugerir que era el momento de decir adiós. El defensa no quería poner en jaque su corona de ídolo azulgrana ni poner en duda su imagen de culé, siempre con la idea en su cabeza de volver al Camp Nou como presidente. “Soy del Barcelona desde siempre, nací en una familia muy futbolera y muy culé. Desde muy pequeño yo no quería ser futbolista, quería ser jugador del Barcelona. Últimamente, he pensado mucho en aquel niño, en qué hubiera pensado el Gerard pequeño si le hubieran dicho que cumpliría todos sus sueños, que llegaría al primer equipo del Barcelona, sería campeón de Europa, y del mundo. Que jugaría con los mejores de la historia, que sería uno de los capitanes y que haría amigos para siempre”, expuso Piqué en su mensaje de despedida.

En la imagen, Gerard Piqué, futbolista del Barcelona y de la selección española, vestido con la equipación del club catalán cuando era niño. "Siempre he dicho que después del Barça no habría otro equipo, y así será. Este sábado será mi último partido en el Camp Nou", ha anunciado por sorpresa el central del Barça este jueves por la tarde en un vídeo emotivo que ha colgado en sus redes.
En la imagen, Gerard Piqué, futbolista del Barcelona y de la selección española, vestido con la equipación del club catalán cuando era niño. “Siempre he dicho que después del Barça no habría otro equipo, y así será. Este sábado será mi último partido en el Camp Nou”, ha anunciado por sorpresa el central del Barça este jueves por la tarde en un vídeo emotivo que ha colgado en sus redes.
A sus 35 años y después de 615 partidos con la camiseta azulgrana, el central asegura que ha llegado el momento de decir adiós y, por tanto, no se plantea jugar en ningún equipo más después de haberse alineado también con el Manchester United (28 encuentros) y el Zaragoza (23). En la imagen, Piqué celebra un gol anotado por Samuel Eto'o contra el Sevilla, durante un encuentro en el estadio sevillista Ramón Sánchez Pizjuan, en 2008.
A sus 35 años y después de 615 partidos con la camiseta azulgrana, el central asegura que ha llegado el momento de decir adiós y, por tanto, no se plantea jugar en ningún equipo más después de haberse alineado también con el Manchester United (28 encuentros) y el Zaragoza (23). En la imagen, Piqué celebra un gol anotado por Samuel Eto’o contra el Sevilla, durante un encuentro en el estadio sevillista Ramón Sánchez Pizjuan, en 2008.MIGUEL ANGEL MORENATTI (AP)
A pesar de que tenía contrato firmado hasta 2024, Piqué ha preferido abandonar el fútbol después de un inicio de temporada en que ha sido relegado a la suplencia y ha recibido incluso algunos pitos de la hinchada del Camp Nou. En la fotografía, Gerard Piqué (en el centro) disputa un balón al Recreativo de Huelva, en el estadio Colombino, en Huelva, en 2008.
A pesar de que tenía contrato firmado hasta 2024, Piqué ha preferido abandonar el fútbol después de un inicio de temporada en que ha sido relegado a la suplencia y ha recibido incluso algunos pitos de la hinchada del Camp Nou. En la fotografía, Gerard Piqué (en el centro) disputa un balón al Recreativo de Huelva, en el estadio Colombino, en Huelva, en 2008.Miguel Angel Morenatti (AP)
Piqué podrá despedirse de la afición durante el partido que el Barça jugará el sábado contra el Almería en el Camp Nou. El jugador siempre anunció que sería él quien tomaría la decisión de retirarse antes de que lo hicieran las circunstancias. En la imagen, el defensa del Barça (en primer plano) celebra un gol junto a Bojan, durante un encuentro de la Copa del Rey, en el Camp Nou, en 2009.
Piqué podrá despedirse de la afición durante el partido que el Barça jugará el sábado contra el Almería en el Camp Nou. El jugador siempre anunció que sería él quien tomaría la decisión de retirarse antes de que lo hicieran las circunstancias. En la imagen, el defensa del Barça (en primer plano) celebra un gol junto a Bojan, durante un encuentro de la Copa del Rey, en el Camp Nou, en 2009.Vicens Giménez
Pique riega con cava a su compañero Messi al término de un partido de Liga entre el Barcelona y el Osasuna, para festejar el doblete de campeones de la Copa del Rey y de la Liga, en 2009.
Pique riega con cava a su compañero Messi al término de un partido de Liga entre el Barcelona y el Osasuna, para festejar el doblete de campeones de la Copa del Rey y de la Liga, en 2009.Vicens Giménez
Piqué, que formó parte en 1987 del equipo cadete azulgrana junto a Cesc y Leo Messi, abandonó el Barça para jugar en el Manchester United en 2004. En la imagen, Messi, Iniesta, Piqué, Valdés y Xavi, en 2009.
Piqué, que formó parte en 1987 del equipo cadete azulgrana junto a Cesc y Leo Messi, abandonó el Barça para jugar en el Manchester United en 2004. En la imagen, Messi, Iniesta, Piqué, Valdés y Xavi, en 2009.Miguel Ruiz / Fc Barcelona
Gerard Piqué cabecea un balón ante la oposición de César Navas (en el centro) y Lasha Salukvadze (a la izquierda), ambos del Rubin Kazan, en un lance del partido de Liga de Campeones que enfrentó a ambos equipos en el Camp Nou, en 2009.
Gerard Piqué cabecea un balón ante la oposición de César Navas (en el centro) y Lasha Salukvadze (a la izquierda), ambos del Rubin Kazan, en un lance del partido de Liga de Campeones que enfrentó a ambos equipos en el Camp Nou, en 2009.David Ramos (ASSOCIATED PRESS)
El defensa del Barça, durante una sesión de entrenamiento en 2010.
El defensa del Barça, durante una sesión de entrenamiento en 2010.Enric Fontcuberta
Momento de la lesión en la cabeza de Gerard Piqué durante el encuentro entre Barça y Hércules, en 2010.
Momento de la lesión en la cabeza de Gerard Piqué durante el encuentro entre Barça y Hércules, en 2010. Vicens Giménez
El portero del Madrid Iker Casillas (a la izquierda) despeja el balón de puños ante el acoso de Piqué, en un Clásico de 2011.
El portero del Madrid Iker Casillas (a la izquierda) despeja el balón de puños ante el acoso de Piqué, en un Clásico de 2011.Vicens Giménez
Piqué y Chiellini luchan por un balón durante el encuentro entre España e Italia (1-1), en el estreno de la selección española en la Eurocopa 2012, en el estadio Arena Gdansk de Polonia.
Piqué y Chiellini luchan por un balón durante el encuentro entre España e Italia (1-1), en el estreno de la selección española en la Eurocopa 2012, en el estadio Arena Gdansk de Polonia.Alejandro Ruesga
El entrenador del Barça, Josep Guardiola (a la izquierda), da instrucciones a Piqué durante un partido de la Liga, en 2011.
El entrenador del Barça, Josep Guardiola (a la izquierda), da instrucciones a Piqué durante un partido de la Liga, en 2011.Manuel Queimadelos Alonso (Getty Images)
Gerard Piqué (a la izquierda) saluda al portugués Cristiano Ronaldo, del Real Madrid, tras el partido de ida de las semifinales de la Copa del Rey, en el año 2013.
Gerard Piqué (a la izquierda) saluda al portugués Cristiano Ronaldo, del Real Madrid, tras el partido de ida de las semifinales de la Copa del Rey, en el año 2013.Juan Carlos Hidalgo (EFE)
Karim Benzema (en el centro) controla el balón ante la presencia de Sergio Busquets (a la izquierda) y Gerard Piqué, durante el partido clasificatorio para el Mundial de Brasil 2014 entre las selecciones de Francia y España, disputado en el estadio de Saint Denis, cerca de París, en 2013.
Karim Benzema (en el centro) controla el balón ante la presencia de Sergio Busquets (a la izquierda) y Gerard Piqué, durante el partido clasificatorio para el Mundial de Brasil 2014 entre las selecciones de Francia y España, disputado en el estadio de Saint Denis, cerca de París, en 2013.CHRISTOPHE KARABA (EFE)
Piqué, durante un partido frente al Atlético de Madrid, en 2011.
Piqué, durante un partido frente al Atlético de Madrid, en 2011.Vicens Giménez
De izquierda a derecha, Llorente, Busquets, Xavi, Piqué, Pedrito, y Fernando Torres, jugadores de la selección española de fútbol campeona de la Eurocopa 2012, celebran con la afición en la Cibeles la consecución del segundo trofeo europeo consecutivo, tras el de 2008.
De izquierda a derecha, Llorente, Busquets, Xavi, Piqué, Pedrito, y Fernando Torres, jugadores de la selección española de fútbol campeona de la Eurocopa 2012, celebran con la afición en la Cibeles la consecución del segundo trofeo europeo consecutivo, tras el de 2008.Gorka Lejarcegi
Piqué se hace con el control del balón durante un partido de liga frente a la Real Sociedad, en 2014.
Piqué se hace con el control del balón durante un partido de liga frente a la Real Sociedad, en 2014.Vicens Giménez
Gerard Piqué, en el banquillo, durante un partido contra el Valencia, en 2014.
Gerard Piqué, en el banquillo, durante un partido contra el Valencia, en 2014.Manuel Queimadelos Alonso (Getty Images)
Gerard Piqué y su esposa, la cantante colombiana Shakira, posan con el trofeo de la Copa del Rey, en 2015.
Gerard Piqué y su esposa, la cantante colombiana Shakira, posan con el trofeo de la Copa del Rey, en 2015.JOSEP LAGO (AFP)
Gerard Piqué posa para una entrevista con EL PAÍS en la Ciudad Deportiva Joan Gamper de Sant Joan Despí (Barcelona), en 2015.
Gerard Piqué posa para una entrevista con EL PAÍS en la Ciudad Deportiva Joan Gamper de Sant Joan Despí (Barcelona), en 2015.Vicens Giménez
Piqué celebra su tercer gol frente al Espanyol, en 2016.
Piqué celebra su tercer gol frente al Espanyol, en 2016.Vicens Giménez
 Piqué, tumbado en el césped, tras una jugada durante un partido contra el Valencia, en 2016.
Piqué, tumbado en el césped, tras una jugada durante un partido contra el Valencia, en 2016.ALBERT GEA (REUTERS)
El seleccionador nacional Vicente Bosque (a la izquierda) conversa con el defensa Gerard Piqué durante el entrenamiento en la Isla de Ré (Francia), lugar de concentración del equipo para su participación en la Eurocopa 2016.
El seleccionador nacional Vicente Bosque (a la izquierda) conversa con el defensa Gerard Piqué durante el entrenamiento en la Isla de Ré (Francia), lugar de concentración del equipo para su participación en la Eurocopa 2016.Kai Försterling (EFE)
Piqué celebra el título de la Liga 2015-2016 con los aficionados en las calles de Barcelona.
Piqué celebra el título de la Liga 2015-2016 con los aficionados en las calles de Barcelona.Albert Garcia
Ansi Agolli (a la derecha) y Gerard Piqué se agarran mutuamente en el Albania-España, partido de clasificación del Grupo G para el Mundial de Rusia, en el estadio Loro Borici, en Shkoder (Albania), en 2016.
Ansi Agolli (a la derecha) y Gerard Piqué se agarran mutuamente en el Albania-España, partido de clasificación del Grupo G para el Mundial de Rusia, en el estadio Loro Borici, en Shkoder (Albania), en 2016. Hektor Pustina (AP)
Piqué se lamenta durante el partido de vuelta de cuartos de final de la Liga de Campeones que enfrentó al Barcelona y a la Juventus en 2017.
Piqué se lamenta durante el partido de vuelta de cuartos de final de la Liga de Campeones que enfrentó al Barcelona y a la Juventus en 2017.Alberto Estévez (EFE)
Gerard Piqué controla el balón en el España-Albania (3-0), partido de la fase de clasificación del Mundial 2018, en el estadio Rico Pérez de Alicante, en 2017.
Gerard Piqué controla el balón en el España-Albania (3-0), partido de la fase de clasificación del Mundial 2018, en el estadio Rico Pérez de Alicante, en 2017.José Jordán (AFP)
Cristiano marca ante Piqué e Iniesta en el Barcelona-Real Madrid (2-2), en partido de Liga, en el Camp Nou, en 2018.
Cristiano marca ante Piqué e Iniesta en el Barcelona-Real Madrid (2-2), en partido de Liga, en el Camp Nou, en 2018.SErgio pérez (REUTERS)
Piqué celebra junto a Arturo Vidal tras marcar un gol en el Barcelona-Rayo Vallecano, en el Camp Nou, en 2019.
Piqué celebra junto a Arturo Vidal tras marcar un gol en el Barcelona-Rayo Vallecano, en el Camp Nou, en 2019.ALBERT GEA (REUTERS)
El entrenador Quique Setién da instrucciones a sus jugadores, entre ellos Gerard Piqué (sentado en una nevera), durante una de las pausas de hidratación en el Celta -Barcelona, en 2020.
El entrenador Quique Setién da instrucciones a sus jugadores, entre ellos Gerard Piqué (sentado en una nevera), durante una de las pausas de hidratación en el Celta -Barcelona, en 2020.AFP
Lesión de Gerard Piqué en el Atlético-Barcelona, en el Wanda Metropolitano, en 2020.
Lesión de Gerard Piqué en el Atlético-Barcelona, en el Wanda Metropolitano, en 2020. Bernat Armangue (AP)
Piqué celebra su gol frente al Valencia en un partido de Liga, en 2019.
Piqué celebra su gol frente al Valencia en un partido de Liga, en 2019.PAU BARRENA (AFP)

“Volveré”

Después de masticar la decisión de su retirada, Piqué se lo comunicó a la dirección deportiva. “Se ha comportado como un señor”, aseguran desde los despachos de la Ciudad Deportiva. Y, según las mismas fuentes, el central optó por dejar de cobrar el año y medio de contrato que le restaba hasta junio de 2024. Es decir, que el club solo le deberá pagar al central la parte de su sueldo que el jugador había aplazado en 2020, durante la pandemia. “Perdona cerca de 30 millones”, explican fuentes cercanas al futbolista catalán.

“Hace 25 años que entré en el Barcelona, me fui y volví”, recuerda Piqué, que en la cantera azulgrana formó parte de la excelsa generación del 87, junto a Messi y Cesc Fàbregas entre otros. A los 17 años, tentado por Alex Ferguson, fichó por el Manchester United (23 partidos) y estuvo cedido en el Zaragoza (28 encuentros). Regresó al Barcelona en 2008 de la mano de Pep Guardiola.

En el conjunto azulgrana ha disputado un total de 615 duelos y ha conquistado 30 títulos, solo superado por Messi (35) e Iniesta (32). En su currículo, suma un Mundial (2010) y una Eurocopa (2012) con España. Pero ha llegado el momento del adiós. “Pasaré a ser un culé más. Animaré al equipo y transmitiré el amor por el equipo a mis hijos, tal y como mi familia lo hizo conmigo”, ha rematado. Y, por si quedaba alguna duda, ha recordado: “Y ya me conocéis, tarde o temprano, volveré. Visca el Barça, siempre”. Una leyenda del Barcelona dirá hasta pronto el próximo sábado en el Camp Nou.

Comparte este artículo
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*


five − three =