Moody’s pone en duda las previsiones del Gobierno para 2023

Cd. de México (Reforma).- El Gobierno federal estaría subestimando la inflación y sobreestimando el crecimiento en el Paquete Económico para el próximo año, lo que podría generar presiones a las finanzas del País, advirtió la calificadora Moody’s.

No obstante, la agencia consideró que la calificación soberana de México se mantendrá estable en los próximos dos años, y para que pierda su grado de inversión se tendrían que presentar cambios drásticos en distintas métricas que actualmente no se prevén.

“Una subestimación de la inflación y tasa de interés podría afectar temas en cuanto a carga de intereses, que afectarían métricas clave para nosotros en la parte soberana”, declaró Renzo Merino, analista principal de Moody’s para el Gobierno de México, en el foro Inside LatAm México 2022, organizado por la calificadora.

Asimismo, sostuvo que la previsión del crecimiento económico para 2023 del Gobierno federal es “sorpresiva”.

Causa cierta sorpresa un poco la expectativa macroeconómica; nosotros proyectamos uno de más o menos el uno por ciento y el consenso actual está en 1.5 por ciento. Si no se da un crecimiento del 3 por ciento, pueden complicarse ciertas cosas por el lado de los ingresos“, comentó.

Cuestionado acerca de si un menor crecimiento económico respecto al esperado por el Gobierno provocaría una presión sobre la calificación del País, Merino indicó que sí, aunque descartó prácticamente un cambió en la nota hasta 2024.

“Podría, sí. La relación fiscal y crecimiento está más bien por el lado de los ingresos; si el crecimiento no es tan dinámico, podría pesar sobre algunos de los ingresos. Hay otras variables que claramente en el contexto actual son mucho más difíciles de pronosticar: el precio del petróleo y de los combustibles”, acotó.

“Lo que indica la perspectiva, el balance que existe para México, es que el perfil crediticio para los próximos 12 a 24 meses debería mantenerse con esta calificación de Baa2“, agregó más adelante.

En la segunda mitad de este año, Moody’s bajó la calificación del País de Baa1 a Baa2, la penúltima nota en el grado de inversión, sólo por encima de Baa3 y antes del nivel de especulación o calidad crediticia cuestionable o pobre.

“Hay que tener en cuenta que el contexto actual inflacionario y de caída de crecimiento es un efecto global, y las calificaciones son ejercicios comparativos. Por un lado tenemos nuestra expectativa de lo que sería el el manejo macroeconómico del País y por otro lado tenemos qué está ocurriendo con otros países, cómo están cambiando sus métricas”, matizó Merino.

Por otra parte, señaló que las dinámicas de crecimiento del País se han visto favorecidas por factores externos, pero la inversión ha sido más lenta, lo cual se ha presentado desde antes de la pandemia de Covid-19. Por ello, un reto hacia adelante será lograr que la confianza se recupere o al menos se mantenga, aseguró.

México sufrió, por diferentes razones, choques de confianza para los inversionistas“, aseveró.

Reconoció que el espacio fiscal de México es cada vez más reducido debido a una mayor carga de gastos ineludibles y la falta de “colchones financieros” para lo que resta del sexenio, debido a que los recursos de los fondos de estabilización se han ido agotando.

Pero describió que para que México perdiera su grado de inversión tendría que verse un deterioro sustancial en la fortaleza fiscal del Gobierno y que, con ello, la métrica de deuda subiera rápidamente, a lo que abonaría que el crecimiento económico no regrese a los niveles esperados. No obstante, incluso el escenario que contempla la posibilidad de una desaceleración económica es consistente con la calificación otorgada por Moody’s.

“Estamos resaltando las presiones emergentes fiscales que complicarían el manejo fiscal en adelante, pero hoy por hoy, la carga de la deuda de México cuando la comparamos con otros países todavía es muy baja“, aclaró.

“México es más resiliente a las presiones negativas y que creemos que van a persistir por lo menos los siguientes dos años”, añadió.

Comparte este artículo
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*


2 + six =