El plan piloto para ensayar la reforma educativa choca con los tribunales antes de empezar

EL PAIS.- Un juez suspende el programa previsto por “impreciso, incompleto” y carente de formación previa para los docentes

La reforma educativa planteada por el Gobierno mexicano se ha encontrado con el freno de los tribunales antes de implantarse. Un juez federal de distrito ha suspendido el plan piloto previsto por la Secretaría de Educación Pública (SEP) en 960 escuelas y que debería empezar a finales de octubre, aludiendo a las incertidumbres que genera un proyecto “impreciso e incompleto” y que no se aviene a lo que establece la ley de educación. “Es inadmisible que se ordene un piloteo […] sin la emisión y publicación de programas de estudio y sin la capacitación previa de maestros y maestras respecto a sus contenidos”, dice la sentencia. Comoquiera que esas clases en las que se ensayará en algunos centros escolares la reforma educativa aún no han iniciado, hay tiempo para el debate con la sociedad civil, que lo reclama mediante la constitución, también prevista por ley, de un Consejo Nacional para la Participación Escolar. La SEP ha informado de que aún no ha recibido la notificación del juez, pero anuncia que seguirá adelante con el plan y que “interpondrá un recurso de queja contra la admisión de esta demanda y contra la suspensión provisional” dictada.

La organización civil Educación con Rumbo planteó un amparo ante el juez el pasado 12 de septiembre, con el argumento de que el plan piloto para ensayar la reforma educativa no ha sido consultado con las familias, que no han dado su permiso, ni otros actores de la comunidad educativa. Dicho plan piloto fue anunciado por la SEP para ser implantado en el primer curso de preescolar, primaria y secundaria de 960 escuelas, pero a la fecha se desconoce en qué planteles se impartirán los cambios. La SEP prevé, además, la capacitación de los maestros que desarrollarán esas clases “a partir del curso 2022/2023″, por lo que se infiere que aún no han recibido esas capacitaciones. El juez señala, además, que “no hay certeza respecto de qué es lo que se les impartirá a esos alumnos, es decir, qué programa de estudios, qué materias o asignaturas, qué contenido curricular, ni cómo se les evaluará y certificará para continuar” en los siguientes cursos.

La educación no ha sido el plato fuerte de las reformas que el Gobierno mexicano ha emprendido en este sexenio. Poco se ha hablado de educación, a pesar de que estos años de la llamada 4T ya ha visto pasar tres secretarios de Educación en medio de una ambiciosa reforma que pretende dar la vuelta al sistema educativo vigente, con algunos cambios, durante décadas.

Alrededor de esta reforma educativa se ha extendido una opacidad que, en efecto, preocupa a las familias y a los especialistas en educación. Se informó del plan piloto en las 960 escuelas públicas de toda clase repartidas por los Estados de la República, pero poco más se sabe. El 29 de agosto dio inicio el curso escolar en todo México y cabe suponer que los alumnos llamados a participar en el plan piloto han empezado las clases con el sistema escolar vigente, por lo que tendrían que cambiar los planes de estudio semanas después, cuando inicie, a finales de octubre, este plan piloto. El abogado constitucionalista Miguel Ángel Ortiz, que ha llevado este proceso en nombre de Educación con Rumbo, señala también esta circunstancia, que los niños experimentarán un cambio en su formación dos meses después de haber emprendido sus clases.

Otra de las incertidumbres que plantea la sentencia para conceder la suspensión temporal es que se desconoce “si ya han sido elaborados y autorizados los libros de texto que se deben utilizar para la aplicación del nuevo plan de estudios”. Que se están elaborando nuevos materiales didácticos se ha contado en varias ocasiones por parte de la SEP, pero a la fecha se desconoce si ya están listos. Es otro de los puntos sobre los que se conocen ciertas líneas generales, pero no hay información precisa.

“El artículo 4 transitorio de la ley educativa solo menciona que este plan piloto iniciará en 960 escuelas, pero no se sabe con certeza cuántas, ni a partir de cuándo, ni cómo y cuándo se capacitará a los profesores, por eso el juez ha tenido en cuenta toda esta incertidumbre”, explica el abogado Ortiz. “La decisión del juez Francisco Javier Rebolledo ha sido valiente y oportuna, porque si es cierto que el inicio del plan piloto está previsto para finales de octubre, estamos a tiempo de discutir el tema y la SEP tendrá la oportunidad de contestar. Mientras, esta suspensión implica seguir las clases como están, con el programa vigente. La SEP tiene que acatar, de lo contario se pueden derivar consecuencias jurídicas, desde multas a inhabilitación de los servidores públicos, o incluso procesos penales”, advierte el abogado.

Ortiz se detiene también en la ausencia del Consejo Nacional para la Participación Escolar, un organismo que debe constituirse, según señala la ley educativa. “Nada hay de eso todavía. Lo hemo solicitado oficialmente a la SEP, pero no hemos recibido respuesta. Por tanto, ante la imposibilidad de que la sociedad civil y los especialistas colaboren en la reforma educativa prevista, nos hemos visto obligados a interponer este recurso de amparo”, señala Ortiz. “Los padres de familia no quieren ser vistos como contraparte de un procedimiento judicial, sino como actores reconocidos para participar, piden ser corresponsables de los cambios educativos”, añade el abogado. “No han sido consultados, tampoco los maestros dicen haber recibido capacitación ni materiales, nos han llegado quejas sobre eso”, asegura.

La organización Educación con Rumbo agrupa a la Asociación Nacional de Padres de Familia así como otras organizaciones, como Suma por la Educación, representantes de escuelas privadas y especialistas en pedagogía, informa el abogado.

La reforma educativa que se han planteado en este sexenio ha recibido numerosas críticas de expertos en educación precisamente por la opacidad con que se están haciendo estos cambios, según han criticado. El Gobierno ha hablado de reuniones masivas con maestros en los que se les han presentado las modificaciones previstas, que han ido trascendiendo de ese modo, pero aún no hay publicado un corpus legal que anuncie, sin lugar a dudas, de qué se tratará esta reforma educativa en sus extremos aplicables en las escuelas. Los cambios para todo el alumnado están previstos por fases que se iniciarán, según lo informado, en el curso que viene. En este, solo se ha planteado el proyecto piloto que ahora ha quedado suspendido provisionalmente.

Comparte este artículo
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*


9 − 4 =